El consuelo de una rival a Serena Williams: “He seguido toda tu carrera. Eres una bestia”


Cuando solo habían transcurrido 19 minutos de la final del torneo de Toronto, este domingo, Serena Williams, de 37 años, pidió asistencia médica y se retiró lesionada. Perdía 1-3 frente a Bianca Andreescu, número 27 del mundo, que se convirtió así en la primera canadiense en ganar el torneo en 50 años. La última había sido Dayer Urban en 1969.

En cuanto le contaron que Williams no podía seguir jugando, Andreescu se acercó a la silla de su rival, que se encontraba llorando. Se agachó, la abrazó, y le confesó cuánto la admiraba: “He seguido toda tu carrera, eres una puta bestia”, le dijo emocionada. 

En la ceremonia de entrega de trofeos, Williams trató de explicarse: “Lo siento, no pude hacerlo hoy”, le dijo a la multitud, con la voz quebrada. “Lo intenté, pero no pude hacerlo. Bianca, eres una gran deportista, mujer. Gracias a mi equipo, ha sido un año difícil, pero seguiremos adelante”, añadió. Después, en la comparecencia de prensa, la estadounidense explicó que el dolor había comenzado el día anterior, pero que confiaba en que, como otras veces, ocurriera “un milagro” y al día siguiente estuviera recuperada.

La final del Abierto de Canadá, conocido como la Copa Rogers, era la primera final de la WTA, más allá de los cuatro Grand Slams, que Williams jugaba en tres años. Serena había alcanzado la final tras derrotar el sábado a otra de las revelaciones del torneo, la checa Marie Bouzkova, la número 91 del ránking mundial, en tres sets.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.


Cuando un periodista es portada
adidas LXCON 94 Drops in OG Colors